impuestos sobre dividendos

Impuestos sobre dividendos

Posted on

El Impuesto Sobre Dividendos dentro de la Legislación Fiscal Mexicana viene de la década de los años cuarenta, en el entonces llamado Impuesto Sobre Ganancias Repartibles; las empresas debían retener y dar cuenta de una tasa proporcional del 8% de las utilidades, independientemente que se decretaran o no. Por  esta razón, se dividía e n dos cédulas, la Cédula I gravaba sobre las utilidades sociales y tenía como sujetos del impuesto a las empresas; mientras que la Cédula II se impactaba  a las ganancias repartibles entre los socios y recaía sobre estos últimos, con independencia de las empresas.

shutterstock_63431929

El impuesto que deben pagar las Sociedades Mercantiles que distribuyan dividendos, se establece en el artículo 11 de la LISR, el cual señala que se deberá enterar a más tardar el día 17 del mes inmediato siguiente a aquél en el que se pagaron los dividendos o utilidades, y tendrá el carácter de pago definitivo, sin que por ello se pierda el derecho de su acreditamiento contra el ISR causado en el año que corresponda o en los dos ejercicios siguientes, de conformidad con las reglas señaladas en el citado artículo.

En la nueva LISR se introdujo un impuesto a la distribución de dividendos, argumentando el Ejecutivo Federal que con este gravamen se implantará un procedimiento similar en México al que se encuentra vigente en la mayoría de los países que tienen sistemas duales, que gravan las utilidades de las empresas y después la distribución de éstas, y la tasa que se ha implantado es del 10%, la cual seguiría, según la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP), estando debajo del promedio de los países miembros de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE).

Con la intención de incentivar a las empresas a reinvertir las utilidades, se propone que este nuevo impuesto se ejerza en el momento en que las empresas distribuyan los dividendos, y que tenga el carácter de definitivo; es decir, el socio o accionista no lo podrá deducir en su declaración anual, como cualquier otro contribuyente al que se le retiene el ISR por sus ingresos.

Bibliografía

Impacto de la reforma fiscal 2014 en el régimen de dividendos (Fecha de consulta: 21 de julio de 2014) Disponible en: http://www.dofiscal.net/pdf/doctrina/D_DPF_RV_2014_221-A9.pdf